<img height="1" width="1" src="https://www.facebook.com/tr?id=236649609280760&amp;ev=PageView &amp;noscript=1">
banner-new-one

Blog Universidad Panamericana

Ubi spiritus libertas

close

Categoría

Suscríbete

Popular Posts

Estas son las 20 economías más grandes del mundo en el 2023
Los 14 principios de la administración
Las 13 empresas mexicanas con mayor impacto global
8 de los pedagogos más importantes de la historia
30 temas de investigación en finanzas
Escrito por ESDAI
en octubre 25, 2022

Existen innumerables definiciones, que varían según la situación dada, con respecto a las finanzas en la atención de la salud. Sin embargo, la financiación de la atención médica a grandes rasgos comprende sistemas de gestión contable y financiera, así como su funcionalidad diversificada. 

Tales sistemas buscan mejorar el bienestar de los pacientes y las prácticas de las instituciones de salud. Así, posibilitan que quienes no tienen solvencia económica o no cuentan con un seguro accedan a la atención médica.

Por lo tanto, el financiamiento de la atención de la salud se basa en la administración de fondos para procedimientos médicos y engloba tratamiento médico hospitalario, atención dental, atención médica primaria, surtido de recetas y otros tipos de asistencia médica. 

¿Cómo se aplican las finanzas a la atención de la salud?

La financiación de la asistencia sanitaria abarca los medios que la sociedad paga por el tratamiento médico que necesita. 

Por parte del paciente, constituye un medio que le permite acceder a la salud. Por otro lado, para las instituciones de servicios de salud, conlleva un mejor servicio para sus pacientes, una base de clientes en crecimiento y un aumento en sus ingresos.

Para cada proveedor suyo, los fundamentos de la financiación son la contabilidad y la gestión financiera. Como se sabe, la contabilidad implica el registro de la financiación, las operaciones y los activos. Por el contrario, la gestión financiera da cuenta de conceptos y estrategias cuyo fin es tomar decisiones informadas.

Dicho de otro modo, las instituciones de servicios de salud ofrecen financiamiento en la atención médica como un sistema de protección económica para mejorar el bienestar de los pacientes que la requieren. 

¿Quién se encarga de las finanzas en una de estas instituciones?

La responsabilidad de llevar las finanzas dentro de un centro o departamento de atención de la salud recae sobre los administradores de información médica. 

Los ejecutivos manejan grandes conjuntos de datos a través de los cuales idean planes para que los pacientes no tengan problemas con los gastos. Se basan en plataformas tecnológicas para ordenar y realizar un seguimiento de los datos. 

Es deber de los administradores de servicios de salud mantener registros y cuidar de estas plataformas. Dichos profesionales son de suma importancia para interpretar la información e implementar estrategias futuras.

Y si bien no se comunican directamente con los pacientes, desempeñan un papel crucial en la interacción con médicos y enfermeras. En resumen, planifican todo el proceso (entre bastidores) y se ocupan de las políticas y el presupuesto en cuestión.

Tips financieros para administradores de salud

Cualquier administrador de salud exitoso debe invertir mucho esfuerzo para establecer políticas financieras, planificar presupuestos, negociar, educar a los pacientes sobre los términos de los seguros, actualizar los registros y brindarles opciones de pago a los clientes.

Considera los siguientes 6 consejos de finanzas para impulsar la institución en que trabajas:

  1. Establece políticas financieras y adecúate a ellas

    Una habilidad gerencial que no puedes dejar de tener en cuenta es establecer y seguir políticas financieras orientadas a fortalecer todo el sistema de la institución. Tendrás entonces que asegurarte de que su rendimiento financiero mejore continuamente. Para ello, debes definir las políticas y apegarte a ellas.

    Ahora, dado que cada hospital tiene un enfoque diferente, es imperativo explicar las políticas de clientes de antemano. También lo es actualizar el registro de seguro de los pacientes para una comprensión clara de ambas partes.

  2. Presupuesta antes de tiempo

    Es de suma importancia evaluar la eficiencia financiera de las actividades actuales y de las proyectadas para el futuro. Para la eficacia de cualquier institución, un administrador debe diseñar el esquema financiero por adelantado.

    Si todo se presupuesta antes de efectuar las actividades pertinentes, se evitará batallar con problemas menores que puedan surgir más adelante.  Deben recaudarse fondos para realizar operaciones específicas, hacerse frente a deudas a corto y largo plazo, adquirirse nuevas instalaciones, etc.

  3. Negocia los costos de venta

    Considera que los buenos negociadores se preparan antes de las reuniones, investigan los datos y precios de varios proveedores y revisan la agenda en torno a las reuniones. Asimismo, son capaces de intercambiar datos puntuales y detallar cómo negociarán ciertos temas en particular. 

  4. Informa a los pacientes acerca de los planes de seguro

    Para evitar experiencias desagradables con los pacientes, infórmalos sobre los costos de atención médica. Al mostrarles los detalles de sus gastos, obtendrán una visión clara de la cobertura y las ventajas de su seguro. De tal forma, no se sorprenderán cuando lleguen a pagar de su bolsillo de ser necesario.  

  5. Actualizar los registros

    Gracias a las plataformas digitales, la actualización de registros se ha simplificado demasiado. 

    Como administrador de atención médica, debes actualizar continuamente los documentos para que la institución donde trabajas esté bien administrada. Tus responsabilidades también incluyen verificar el estado del equipo médico y hacer seguimiento del pago de los seguros.

    Además, se requieren análisis financieros para valorar la eficacia de las prácticas del hospital y qué podría llevarse a cabo de manera distinta.

  6. Proporciona opciones de pago flexibles a los pacientes

    Los pagos cuantiosos, en especial para fines médicos, suelen ser abrumadores para la mayoría de nosotros. Nadie quiere poner en peligro su salud por dinero, pero muchos de nosotros no tenemos el seguro o los fondos para cubrirlos, es por eso que los pacientes se frustran con facilidad cuando malinterpretan un obstáculo.

    Proporcionar opciones de pago flexibles en estas situaciones representa un alivio para los pacientes, que se ven en la libertad de elegir la opción que más les convenga.

    Discute los precios y las opciones de pago por adelantado con los pacientes para que tengan una idea completa del sistema. También puedes publicar estos detalles en línea para que los clientes los consulten cuando lo deseen. 

Siempre ten en cuenta que en un hospital o institución de salud con una administración óptima de sus finanzas se aprovecha el potencial para satisfacer tanto a los pacientes como a los empleados y personal directivo del mismo.

Si te interesa convertirte en un administrador de salud con todas las herramientas indispensables para mejorar la calidad en la atención de los pacientes y ocuparte de tomar buenas decisiones financieras en un hospital, la Maestría en Dirección de Instituciones de Salud de la Universidad Panamericana es para ti. Conoce más:

Ver aquí >

También podría interesarte:

Déjanos saber lo que pensaste acerca de este post

Pon tu comentario abajo.

También te puede interesar: