La relación entre el sueño y el rendimiento académico en la preparatoria

[fa icon="calendar"] 26-may-2021 0:45:00 / por prepaUP Varonil

prepaUP Varonil

Blog-La relación entre el sueño y el rendimiento académico en la preparatoria (Prepa V.)

Antes de un examen importante o una presentación, quizás le hayas aconsejado a tu hijo que durmiera bien por la noche.

Implícito en tal recomendación está el reconocimiento de que el sueño potencia la capacidad de pensar con claridad y el rendimiento escolar. Sin embargo, la importancia del sueño trasciende las noches anteriores a eventos relevantes en el colegio.

Dormir de manera saludable es vital para los adolescentes, que se encuentran experimentando un desarrollo cerebral significativo. Desafortunadamente, es común que los estudiantes de preparatoria no logren dormir lo suficiente por la noche.

Al no dormir lo suficiente, los adolescentes pueden verse afectados por problemas de atención, de memoria y de resolución de problemas. La falta de sueño también puede contribuir al surgimiento de dificultades emocionales y de comportamiento capaces de incidir el rendimiento académico.

La comprensión de las causas y consecuencias de la falta de sueño y saber cómo abordarlas puede permitirles aprovechar más sus actividades académicas.

Contenido relacionado: 10 recomendaciones para que los adolescentes mejoren la calidad de su sueño

¿Qué efecto tiene la falta de sueño en el rendimiento escolar?

Los expertos en sueño aceptan, de forma general, que la falta de sueño reduce las capacidades cognitivas de los adolescentes y puede perjudicar su rendimiento escolar.

La mayoría de las investigaciones sobre la privación del sueño se han realizado con adultos, pero se cree que muchos de los mismos efectos ocurren en personas más jóvenes.

Una manera directa de relacionar el sueño con el rendimiento escolar es a través de su influencia sobre la función mental. Algunos problemas asociados con la falta de sueño incluyen:

Disminución de la atención. La capacidad de concentración es vital para el aprendizaje y el rendimiento académico, pero la falta de sueño actúa en detrimento de la atención y la concentración.

Contenido relacionado: ¿Cómo los jóvenes pueden mejorar la concentración?

Deterioro de la memoria. El sueño proporciona un espacio para la codificación de la memoria, por medio de la que el cerebro refuerza los recuerdos de las imágenes o los pensamientos. Sin el sueño adecuado, es posible que éstos no se formen correctamente y que se dificulte recordar con precisión la información almacenada.

Procesamiento lento. La falta de sueño puede reducir la agudeza, ralentizar el tiempo de reacción y obstaculizar la capacidad de asimilar y analizar información rápidamente.

Empeoramiento del pensamiento secuencial. La capacidad de recordar series de pasos, como en los experimentos científicos o en la interpretación musical, empeora cuando se duerme menos.

Creatividad reducida. El pensamiento creativo se basa en poder hacer conexiones entre diversas ideas, y algunas investigaciones han encontrado que este tipo de actividad mental se ve perjudicada por la falta de sueño. También puede afectar el rendimiento escolar debido a sus efectos sobre el ánimo y el comportamiento.

Somnolencia diurna. La somnolencia durante el día, incluso en la escuela, puede tener consecuencias considerables en el rendimiento académico.

Puede dar lugar a microsueños (dormir por lapsos de segundos) en el aula o hacer que los estudiantes se queden dormidos sobre su escritorio. Además de interrumpir el aprendizaje, los maestros pueden considerar esto como un problema de conducta.

Toma imprudente de decisiones. La falta de sueño puede repercutir en el desarrollo de las partes del cerebro involucradas en la toma prudente de decisiones, lo que aumentaría la probabilidad de realizar elecciones arriesgadas que pudieran conducir a problemas disciplinarios.

Irritabilidad. La calidad del sueño se correlaciona con una regulación emocional saludable, lo que puede llevar a los adolescentes que no logran dormir lo suficiente a volverse más propensos a sentirse irritables o molestos.

En particular, los adolescentes enfrentan desafíos únicos para dormir. Un problema relevante es el cambio biológico que experimentan en el horario de sueño. Este cambio hace retroceder su reloj interno, a menudo alrededor de dos horas, cosa que puede inclinarlos a ser "noctámbulos".

Dado que tienden a acostarse más tarde, muchos adolescentes no pueden dormir lo suficiente si tienen que levantarse temprano en la mañana para ir a la escuela o llevar a cabo otras actividades. Como resultado, el sueño nocturno disminuye en promedio de 40 a 50 minutos en las personas de entre 13 y 19 años.

Contenido relacionado: Cómo organizar más eficientemente tu rutina diaria en la adolescencia

Sin descansar lo suficiente, los adolescentes tienen más probabilidades de sufrir los efectos cognitivos, conductuales y físicos de la falta de sueño, perjudiciales para el rendimiento escolar.

La Prepa UP busca que sus alumnos aprovechen al máximo la escuela con el fin de que tengan un futuro exitoso y una vida plena, para lo cual cuenta con programa de asesoría personalizada. Agenda una cita con nosotros y conoce más sobre las ventajas de estudiar en la Prepa UP:

Iniciar proceso online >>También podría interesarte:

Temas: adolescencia, prepaUP Varonil

prepaUP Varonil

Written by prepaUP Varonil

En la prepaUP tenemos 50 años de experiencia formando hombres de excelencia académica, proactivos y agentes de cambio para la sociedad. Nuestro sistema diferenciado y el respaldo de la Universidad Panamericana nos hace la mejor prepa varonil de México.


Entradas relacionadas