<img height="1" width="1" src="https://www.facebook.com/tr?id=236649609280760&amp;ev=PageView &amp;noscript=1">
banner-new-one

Blog Universidad Panamericana

Ubi spiritus libertas

close

Categoría

Suscríbete

Popular Posts

Estas son las 20 economías más grandes del mundo en el 2023
Los 14 principios de la administración
Las 13 empresas mexicanas con mayor impacto global
8 de los pedagogos más importantes de la historia
30 temas de investigación en finanzas
Escrito por Escuela de Gobierno y Economía
en agosto 25, 2021

Cuanto más consumimos, más sufre el planeta. El suelo es despojado de sus nutrientes, los bosques talados y los minerales extraídos de la tierra dejan enormes agujeros donde poca vida puede sobrevivir.

Los recursos que usamos regresan a la tierra como desechos químicos, pilas de vertederos y emisiones de carbono que están precipitando el clima al desastre. Al mismo tiempo, una gran cantidad de personas batallan para conseguir los recursos suficientes para vivir una vida digna.

Y, sin embargo, políticos y economistas de todo el mundo elogian el consumo como el motor económico clave para que nuestras economías puedan prosperar. Sin consumo, se piensa, no hay posibilidad de crecimiento económico.

Todo ello indica por qué algunos economistas están comenzando a cuestionarse si debe perseguirse en absoluto este crecimiento.

Reacción al PIB

Nuestra obsesión por el crecimiento económico -medido por el PIB y del cual el consumo es un componente principal- es responsable de la pobreza, la desigualdad y el desastre ecológico.

Federico Demaria, catedrático de ciencia medioambiental en la Universitat Autònoma de Barcelona, piensa que el PIB en sí mismo no es un indicador preciso de progreso, ya que conduce a un aumento en el uso de materiales y energía.

A lo largo de los últimos años, las preguntas sobre la utilidad del PIB han surgido en diversos medios y se han planteado una serie de índices alternativos que dan cuenta de aspectos como el bienestar y la felicidad.

Renunciar al crecimiento podría parecer una propuesta radical. Pero el argumento de que nuestro sistema económico actual necesita una reforma completa se encuentra obteniendo cada vez más aceptación.

Un informe científico propiciado por la ONU en el 2018 implicó que las economías han agotado la capacidad de los ecosistemas planetarios para manejar los desechos generados por el uso de energía y materiales.

Este problema requeriría un cambio en el que la actividad económica adquirirá no se abocará al crecimiento económico, sino a la reconstrucción de la infraestructura y al uso de combustibles con una carga radicalmente menor sobre los ecosistemas naturales.

Muchas fuentes argumentan que el crecimiento puede "desvincularse" de la extracción interminable de materias primas y la contaminación del medio ambiente. Desvincular el crecimiento económico del uso desmedido de recursos es uno de los desafíos más críticos que enfrenta la humanidad, según el mismo informe.

Diseñar sistemas saludables

Un modelo para abordar tal desafío es la economía circular, de acuerdo con la Ellen MacArthur Foundation, "diseña la producción de desechos" y reduce el consumo de energía mediante la reutilización y el reciclaje, de modo que la actividad económica ya no degrade el planeta, sino que reconstruya el estado general del sistema.

Contenido relacionado: El rol de la administración y la economía en los proyectos de desarrollo sostenible

En opinión de Jyrki Katainen, ex-vicepresidente de una de las ramas de la Comisión Europea, la transición a una economía circular es una gran oportunidad para transformar la economía.

Katainen cree que con la población mundial en aumento se ejerce una presión cada vez mayor sobre la tierra, el agua, los alimentos, las materias primas y la energía, por lo que no puede confiarse ya en un enfoque de “tomar, fabricar, usar y tirar”.

Esto no significaría sacrificar el crecimiento económico. Según él, muchas industrias se han dado cuenta de que proceder de la manera correcta en realidad les ahorra dinero a largo plazo, les permite invertir para el futuro y generar nuevos empleos.

Un cambio de valores

Pero a pesar de las políticas que alientan a empresas y consumidores a reutilizar los recursos en lugar de consumir más, incluso los productos que se basan en materiales reciclados también recurren al uso de recursos vírgenes. Además, hasta ahora, constituyen una proporción muy pequeña de cuanto consumimos.

Sin embargo, la disminución en el consumo no será compatible con un sistema que exija que compremos tanto como sea posible para mantener las fábricas en funcionamiento, los trabajadores empleados y las inversiones rentables.

Pero, ¿cuál es la alternativa? Demaria plantea que no debemos abandonar por completo el crecimiento económico, pero sostiene que puede contemplarse una reducción gestionada de la economía que priorice una mayor igualdad y bienestar humano y ecológico.

Los programas de asistencia, el intercambio comunitario, el voluntariado, la innovación de código abierto y una satisfacción general apoyada en valores humanos más intrínsecos: todos estos factores tienen un papel que desempeñar.

De acuerdo con un informe encargado por la ONU hace dos años, el capitalismo, al menos en su forma actual, no está a la altura de la tarea de abordar el cambio climático, pues una reducción significativa en el grado de emisiones es casi imposible debido a los altos niveles de consumo en nuestra actualidad.

Quizás la pregunta correcta no sea si la economía puede sobrevivir a la muerte del consumismo, sino si el sistema económico que tenemos es uno por el que estaríamos dispuestos a sacrificar el planeta.

En nuestra Maestría en Gobierno y Políticas Públicas tendrás la oportunidad de profundizar en el impacto de las políticas públicas sobre la legislación ambiental. A continuación, puedes descargar nuestro plan de estudios:

New call-to-action

También podría interesarte:

Déjanos saber lo que pensaste acerca de este post

Pon tu comentario abajo.

También te puede interesar:

Economía aprendizaje Licenciatura en Economía Escuela de Gobierno y Economía Licenciaturas Escuela de Gobierno y Economía Lectura

Los 6 mejores libros para que los jóvenes aprendan de economía

A menudo se tiende a pensar que el estudio de la economía se trata de cifras frías y gráficos monótonos, pero es mucho m...

Economía Licenciatura en Economía Escuela de Gobierno y Economía Licenciaturas Escuela de Gobierno y Economía

5 influencers de finanzas que te interesarán si eres adolescente

Al crecer, comienzas a preocuparte cada vez más por tener tu propio dinero, por lo que buscas orientación práctica para ...

Economía Licenciatura en Economía Escuela de Gobierno y Economía Licenciaturas Escuela de Gobierno y Economía

¿Qué es y qué estudia la Economía? Descubre qué temas abarca

La Economía es una ciencia de inmenso reconocimiento y valor en la sociedad debido a su amplia utilidad para marcar de m...